FALLOS COMÚNES MINI GEN 2

HISTORIA MOTOR PSA

La segunda generación de MINI apareció en el mercado a finales del año 2006, el cuál supuso un cambio radical en cuanto a potencia/consumo respecto a la versión anterior. El primer BMW-MINI en su versión Cooper S montaba un motor denominado W11, basado en un motor Chrysler y sobrealimentado con un compresor EATON, el cuál desarrollaba una potencia de 163cv.

Con la llegada del MINI R56 a finales de 2006 MINI dio un giro en su estrategia en cuanto a motorización y desarrollo un motor en conjunto con el grupo PSA denominado N14. Se trataba de un motor de 1598cc de cilindrada con inyección directa y sobrealimentado que desarrollaba una potencia de 174cv en su versión Cooper S. Este motor conseguía una potencia excepcional para un vehículo con un peso bajo, a penas 1250kg. Pero esta tecnología de inyección directa en motores sobrealimentados provoca algunos fallos comunes en ellos, que requieren un mantenimiento más especifico en algunos aspectos.

CARBONILLA EN VALVULAS DE ADMISIÓN

Uno de los problemas más conocidos en los motores N14 Cooper S / JCW es la acumulación de carbonilla en las válvulas de admisión procedentes de los gases de aceite que se acumulan. Esto es debido al mal funcionamiento de la válvula PCV que es la encargada de la recirculación de esos gases.

Este fallo no tiene solución definitiva, ya que se debe a un mal diseño de la tapa de balancines, donde se aloja la PCV de este motor. La forma de minimizar este problema es realizando una limpieza de válvulas de admisión mediante un proceso de alta presión utilizando un producto llamado “Cascara de Nuez”.

Este fallo produce un aumento considerable en el consumo de aceite, perdida de potencia e incluso en algunos casos puede provocar la aparición del avisador de error motor debida a una mala combustión del motor. MIONIC recomienda revisar el estado de sus válvulas de admisión si sufre de un consumo elevado de aceite y realizar una limpieza cada 40/50 mil KMS.

TENSOR CADENA DISTRIBUCIÓN

El problema del tensor de la cadena de distribución es un fallo muy común en el MINI Cooper S, que se caracteriza por un fuerte sonido metálico en la parte del copiloto del motor. Este se agrava cuando el motor esta frio ya que la presión de aceite no ha llegado a la correcta de funcionamiento.

Este fallo es muy común en los motores N14 Cooper S entre 2007/2009 y JCW entre 2008/2012. BMW ha ido subsanando entre problema con distintas referencias de esta pieza. MIONIC recomiendo revisar el estado del tensor cada 40/50 mil KMS y realizar una puesta a punto de la distribución, la cual implica la sustitución de la cadena, cada 60/80 mil KMS.

BOMBA ALTA PRESIÓN GASOLINA

Este fallo de falta de presión de gasolina es bastante común en motores N14 Cooper S/JCW y N18 Cooper S. Este fallo comienza con una pequeña perdida de potencia, pero se va agravando, provocando dificultades para arrancar en frio y ralentí inestable debido a la falta de presión de combustible. Este fallo suele provocar la aparición de la luz de fallo motor cuando se le requiere rendimiento al motor.

Este fallo de falta de presión de gasolina es bastante común en motores N14 Cooper S/JCW y N18 Cooper S. Este comienza con una pequeña perdida de potencia, pero se va agravando, provocando dificultades para arrancar en frio y ralentí inestable debido a la falta de presión de combustible. Este fallo suele provocar la aparición de la luz de fallo motor cuando se le requiere rendimiento al motor.

Estas bombas suelen dar problemas con 100/120 mil KMS normalmente.

PERDIDAS LIQUIDO REFRIGERANTE

Imagen que contiene negro, moto, equipamiento, hombre  Descripción generada automáticamente

Este es uno de los problemas más comunes de cualquier motor MINI, independientemente de la motorización. El cuerpo del termostato de los motores PSA esta construido en plástico y tienden a rajarse por la alta presión que sufren. Hay casos en los que no se rajan, sino que únicamente se deforma la junta (Azul) que lo une al bloque motor.

Otro posible fallo por el que suele haber perdida de liquido refrigerante es debido a la rotura del tubo que une la caja del termostato con la bomba de agua. Esta, al igual que el termostato, es de plástico y debido a la temperatura y presión que sufre puede llegar a rajarse por la unión con el termostato